septiembre 26, 2023
evitar averías del coche

Evita problemas de averías con tu coche

Como sucede con cualquier objeto, los coches pueden presentar problemas por averías, sin embargo, la prevención es la clave para evitar que estos se compliquen y extiendan, requiriendo costosas reparaciones.

Evitar gastar demás en arreglar las averías es posible, https://autoloco.es/ ayuda a prepararse de la mejor forma para que los arreglos del coche no te dejen con el presupuesto por el suelo.

Prevenir, la clave para mantenerse en el presupuesto

Aunque los coches después de un tiempo de vida requieren algunos ajustes, la frecuencia de su entrada al taller hace un hoyo en el presupuesto que puede evitarse si se actúa desde la prevención. Las labores de mantenimiento son indispensables para minimizar los arreglos.

La revisión continua del funcionamiento mecánico y eléctrico del coche, así como su cambio de filtros y aceite al igual que la medición del aire en las llantas, ahorran además de varios billetes, grandes dolores de cabeza.

Aprende a conocer tu coche

Observar y oír cómo va funcionando el coche, permite aprender a identificar de forma oportuna cuando un problema está por llegar. Los inconvenientes más comunes de los coches son las señales con ruidos y desajustes observables antes de desatar el caos.

11 consejos claves para evitar problemas de averías con tu coche

1-  Hazte de un taller y/o mecánico de confianza: aunque hay arreglos que se pueden hacer sin mayores complicaciones, contar con un profesional automotriz es fundamental para que el coche reciba la revisión, mantenimiento, y arreglos a través de servicios especializados y capacitados para ello.

2-  Lleva un registro: toma nota de las reparaciones y arreglos que se le hacen al coche, esto te dejará notar si son problemas recurrentes o eventuales.

3-  Realiza labores de mantenimiento: evita las complicaciones al máximo, el mantenimiento al vehículo es clave, cambios de filtros, aceite, lavado de motor, ajuste de la presión de las ruedas y del estado de los frenos, todas ayudan a prolongar el buen estado del coche.

4-  Mantén vigilada la temperatura del motor, evita que se recaliente, rellena el refrigerante y el agua para evitar roturas y deterioro.

5-  Realiza los cambios de refrigerantes, aceites y filtros según las indicaciones de cada fabricante, sin abusar de su funcionamiento aunque aún sea eficiente.

6-  Evita alternar distintos tipos y marcas de aceite, usa siempre el indicado para el motor de tu coche, procurando siempre que sea de alta calidad.

7-  Evita los cambios bruscos de velocidad, acelera y desacelera de manera gradual para prevenir daños en el motor y la caja de cambios.

8-  Reemplaza la batería cuando sea necesario.

9-  Realiza la revisión de ajuste y balanceo cada 3 o 4 meses, esto evitará estropear el chasis.

10-   Evita dañar la bomba de combustible llevándola a los niveles más bajos donde el coche deba trabajar con la reserva.

11-   No sobrecargues de peso el coche, esto además de hacer que consuma más combustible, va desnivelando las llantas y el tren delantero, trayendo la pérdida de la estabilidad del coche.

Compartir
Dejar un comentario

Curiosidario